“Hay que soñar con los ojos abiertos y tener los conocimientos para realizarlos”

Maestro de la antropología teatral, fundador y director del Odin Teatret de Dinamarca, Eugenio Barba estuvo por primera vez en Santa Fe brindando una clase magistral junto a la actriz y directora Julia Varley.

La Redonda recibió este miércoles 30 a dos visitantes ilustres en el escenario de su teatro: Eugenio Barba, fundador y director del Odin Teatret (Dinamarca), y Julia Varley, actriz, directora y escritora que también forma parte de ese espacio. El encuentro, organizado por el Ministerio de Cultura de la provincia de Santa Fe y el Centro de Antropología Teatral en Argentina (CATA), propició el diálogo entre los participantes y Eugenio Barba, quien creó situaciones prácticas de demostración de algunos problemas con la colaboración de Varley. Barba reveló su trabajo de director-autor ejemplificando con ejercicios y escenas que ilustran sus procedimientos y estimularon nuevas preguntas. 

Pero antes de la clase magistral, a la cual asistieron unas 200 personas, una de las anfitrionas locales, Cecilia Volken, les realizó una entrevista para conocer la relación que tienen con América Latina, así como las motivaciones del trabajo que realizan y que los trae a estas latitudes, entre otros temas. 

– Eugenio y Julia, quería comenzar preguntándoles por su vínculo con Latinoamérica, que ha sido muy fuerte a lo largo de décadas, y cómo se actualiza ese vínculo para ustedes en este momento.

– Eugenio Barba: En 1973 hice un viaje en solitario, fui desde Perú a Bolivia, después a Colombia, Centroamérica, México. Fue el descubrimiento de una realidad muy lejana, que no conocía desde Europa. Sobre todo lo que me asombró profundamente, y tal vez me escandalizó, fue ver la riqueza y la pobreza tan exhibidas, algo incomprensible. A nivel profesional, teatralmente, mi vínculo con Latinoamérica comenzó en 1976, cuando fuimos invitados al Festival de Caracas. Era un argentino el que lo dirigía, se llamaba Carlos Jiménez. Él también era un inmigrante que había trabajado mucho en Perú y en Venezuela. De veras una página artística de la historia de vuestro país, del oficio, de la sabiduría, del medio teatral argentino. Y encontramos una realidad de grupos teatrales muy parecida a la que existía en Europa. Así comenzó un vínculo de amistad entre algunos grupos de personas que hasta hoy nos han permitido regresar y renovar una amistad, que es sobre todo colaboración e intercambio, y también la ocasión de confrontarnos a otros tiempos y a otras personas, otras maneras de pensar, otras tecnologías. Ya pasaron casi 50 años, así que de veras el mundo ha cambiado, la gente ha cambiado, pero no ha cambiado la injusticia.

– Julia Varley: Yo llegué al Odin Teatret en 1976, entonces puedo decir que llegué al grupo exactamente junto con América Latina. Y toda mi conexión con América Latina empieza en realidad antes de eso, antes de trabajar como actriz en el grupo, porque yo vivía en Milano, y hasta allí llegó, por ejemplo, la Comuna Baires, que estaba escapándose de la dictadura en Argentina. Mis primeros contactos de teatro fueron con la Comuna Baires. Entonces toda mi conexión con el teatro empieza con la situación política que se vivía en los años 70 en este continente. Después todo eso siempre se vio plasmado en mi trabajo como directora. Pienso en el primer espectáculo que dirigí con Ana Woolf, que era exactamente sobre los desaparecidos en Argentina durante la dictadura militar, y muchos otros espectáculos que he dirigido que son con actrices de Argentina, Chile y Brasil, que también es un país con el cual tengo mucha relación. No es la primera vez que estoy en Santa Fe. Estuve aquí invitada por el Teatro del Bardo, hace unos 12 años, y después de nuevo con el Festival The Magdalena Project, que se organizó acá en 2019, no hace tantos años. Entonces es como volver a casa.

– ¿Qué los motiva a emprender este tipo de experiencias pedagógicas? 

– E.B.: Para mí hay una cosa que motiva estos viajes, y que justifica el cansancio y todo eso que la vejez no perdona, y es la amistad. Cuando nosotros venimos a América Latina, venimos porque somos invitados por instituciones o festivales, somos invitados por amigos, gente que conocemos desde su juventud, los hemos visto crecer, hemos soñado juntos, hemos realizado también esos sueños, porque es fundamental saber soñar. Y saber soñar significa soñar con los ojos abiertos y tener los conocimientos para realizarlos. Así que esa es la motivación fundamental para regresar aquí. 

– J.V.: Ana Woolf ha hablado de herencia, y herencia es como algo que nos hace pensar en el pasado. Pero cuando estamos aquí no podemos pensar en el pasado, tenemos que pensar en el presente y en el futuro, y esto me trae hacia uno de los proyectos que estamos haciendo en estos días, que es el Archivo Viviente Islas Flotantes, que se va a realizar en Lecce, Italia, donde vamos a liberar todos los documentos, las experiencias, las fotografías, los espectáculos, los talleres que hemos hecho en el pasado, para que se transformen en algo que pueda ser, todavía hoy, una experiencia artística transformadora para el futuro. Entonces, cuando estamos aquí, es también para ver cómo transformamos la palabra herencia en algo que mire al futuro. Y eso es una gran motivación, porque tenemos que demostrar que aún estamos vivos y no somos solo palabras y fotografías en un libro.

– Julia, ¿podés contarnos del proyecto y las tareas de la Fundación Barba Varley? 

– J.V.: La Fundación Barba Varley nació hace tres años por un motivo simple. Por un lado teníamos, al interior del Odin Teatret, una fundación que se llamaba Fondo Stanislavski, al cual todos los actores del Odin aportaban el 1% de su salario para poder apoyar a grupos y personas que sentíamos que era importante apoyar. No era con mucho dinero, pero normalmente el hecho de dar nuestro nombre ayudaba después a las personas a encontrar otros apoyos oficiales. El Fondo Stanislavski fue cerrado, por motivos diversos, pero decidimos con Eugenio que queríamos continuar este tipo de actividad y la Fundación Barba Varley fue una manera de hacer esto. Era también una preocupación mía la de poder apoyar a mujeres que trabajan en el teatro contemporáneo y eso podía hacerlo con fondos. Después, la Fundación Barba Varley, que tiene sede en Italia legalmente, se volvió la organización oficial para poder hacer algunos proyectos. Por ejemplo, la sesión de la International School of Theatre Anthropology (ISTA), que hicimos el año pasado en Favignana (Italia), fue organizada a través de la Fundación, y de la misma forma lo será la próxima sesión, el año que viene, en Hungría. La Fundación, además de ayudar a grupos y trabajar con los que nosotros llamamos “los sin nombre”, también tiene proyectos para compartir el conocimiento. Hacemos un periódico de antropología teatral, al cual se puede acceder gratuitamente desde la web, y tiene además una edición en papel que se puede comprar. Organizamos la ISTA y también hemos realizado diez films sobre antropología teatral que se pueden ver gratuitamente en la web y que en estos momentos estamos subtitulando al español.

Sobre los visitantes 

Eugenio Barba es autor, director e investigador teatral y uno de los creadores del concepto “Antropología Teatral”. Aunque nació en Italia, ha ejercido prácticamente toda su carrera en Dinamarca y otros países nórdicos. En octubre de 1964 fundó en la ciudad de Holstebro (Dinamarca) el Odin Teatret, una de las compañías más influyentes en la evolución del teatro europeo de finales del siglo XX. También fue fundador en 1979 del ISTA (International School of Theatre Anthropology, en castellano «Escuela Internacional de Antropología Teatral»), una escuela itinerante que realiza sesiones periódicas a petición de instituciones nacionales o internacionales.

En la ISTA Barba define los principios de la Antropología Teatral, resignificando el teatro desde la investigación de la experiencia empírica y de las lógicas del proceso creativo, encontrando estímulos para descritalizar modelos de trabajo que se convirtieron en técnicas y en principios fundantes de la Antropología Teatral.

Por su parte, Julia Varley es una actriz, directora y escritora que nació en Londres en 1954, pero desde 1976 se estableció en Dinamarca, formando parte del Odín Teatret. Desde 1986 ha colaborado con la Escuela Internacional de Antropología Teatral (ISTA) y con la Universidad del Teatro Eurasia, ambas dirigidas por Eugenio Barba. 

Es editora de la revista The Open Page, dedicada al trabajo de la mujer en el teatro, y fue directora artística del Festival Internacional de Tránsito de Holstebro. Además, participó en el proyecto «Mujeres de Ojos Grandes» realizado en Dinamarca y Cuba. En 2020, creó con Eugenio Barba la Fundación Barba Varley, iniciativa que nace con el objetivo de apoyar a los artistas que trabajan en condiciones desfavorecidas por sus opiniones políticas, por motivos raciales, de género y sociales. En 2021 fundó la asociación Transit Next Forum – Women and Theatre.

Entradas Relacionadas

Comienza Escuela de espectadores 2024

Comienza Escuela de espectadores 2024 La nueva edición se realizará los viernes durante la tarde y continúa proponiendo formato híbrido para todas las audiencias y públicos: presencial y virtual. Con seis encuentros diagramados entre los meses de abril y octubre, que contarán con las tradicionales clases magistrales de Jorge Dubatti. Las actividades son gratuitas...

Scroll to top